Asociación Casa de Madrid en Barcelona

Las Majas

 

SONY DSC

La majeza es, más que nada, una forma de vivir, una manera de entender la vida, una actividad que se ha desarrollado a través de los tiempos. Las Majas eran piezas vertebrales de la animación callejera, donde pasaban casi toda la jornada dedicadas a la venta de los artículos más diversos: churros, verduras, pescados, flores, todo servía para mantener un negocio que se adaptaba a las estaciones del año, para presentar su oferta en las casas o al público viandante. Identificada sin equívocos por su indumentaria, con comportamientos sociales determinados, la majeza tenía su manera de hablar, descarada y chispeante.

El traje de Maja, era muy vistoso y parecía creado para mujeres «bien plantás», como María Antonia. La Duquesa de Alba, encarnará gracias al pincel de Goya, el arquetipo de la mujer sugestiva, juncal, excitante y frívola que destila encanto por todos los poros, cual las Majas de Lavapiés, de Maravillas o del Barquillo. Es natural que la actitud de esta bella aliada de tanta alcurnia enloqueciera al pueblo, y que sus andanzas entre Majas, chisperos y mataores, le proporcionase tanta popularidad que llegase a hipertrofiar el sentido nacionalista de la «gente de tronío». Esta imagen literaria y real, ha sido reflejada en muchos sitios y elegida como símbolo para representar, vestidas de chulapas con mantón alfombrado, la majeza y belleza del alma grandiosa de nuestro querido Madrid..

MAJAS  (pulsar)